El juego de Hollywood

Análisis

Impresionante película del cabeza de fila del cine contestatario USA Robert Altman (MASH, Nashville), que demuestra el ingenio creador de este discutido autor. Con el estilo coral que le caracteriza como cineasta, donde los personajes se mueven libremente en los encuadres -con originales movimientos de cámara y utilización del zoom- y lo aparentemente secundario pasa al primer plano de la escena, también con la innovación en el tratamiento de las bandas sonoras y diálogos múltiples -esto último heredado de su maestro Orson Welles-, Altman ofrece un film de brillante composición formal, precisamente para criticar a fondo el mundo de la meca del cine que posibilita su trabajo como realizador independiente.

Pocas películas sobre Hollywood han sido tan contundentes en su denuncia como The player, que recibió la Palma de Oro a los mejores director y actor (Tim Robbins está superior a su reciente Ciudadano Bob Roberts) en el Festival de Cannes de 1992, y la cual será firme candidata al Oscar de la Academia de este año. Pero a Robert Altman se le ha ido la mano en matices, y su sátira cae en el cinismo más cruel. Lejos del buen tono de los clásicos Ha nacido una estrella, Cautivos del mal y El crepúsculo de los dioses, el guión de Michael Tolkin incide demasiado en el divertimento cruel, donde la ironía y la agudeza en la descripción de unos tipos sin escrúpulos morales y de las situaciones cotidianas del mundillo del espectáculo norteamericano son tratadas con una dureza que ni el sentido del humor, ni tampoco el estilo thriller que capta el interés dramático del público aficionado, saben edulcorar. Si a su despiadada denuncia social se le añaden las obscenidades en diálogos e imágenes -con detalles exhibicionistas y una larga escena erótica que raya con la pornografía-, tenemos un cóctel fílmico de difícil digestión para el espectador, que no siempre sabrá sacar el trigo de la paja.

Otra contradicción ética del realizador es que en esta ambiciosa producción colaboran, como artistas invitados, nada menos que 63 estrellas de Hollywood, las cuales se interpretan a sí mismas y satirizan la industria y el mundo capitalista del que viven. Cabe plantearse la sinceridad de esa crítica, así como las posibles estatuillas doradas que puede obtener El juego de Hollywood, acaso como autocrítica y tranquilizarse la mala conciencia por la manipulación que ejercen a los propios consumidores del país y de allende las fronteras. Si además la película es un éxito en taquilla, los autores y productores van a hacer mucho dinero, aumentando su capital a costa de burlarse y evidenciar sus mismas miserias. El sorprendente y doble happy end -de la película de ficción que ruedan y de la vida que muestran- es muy significativo en este sentido. 

Extras DVD:

  • Audio: inglés, español,francés
  • Subtítulos: inglés, español, francés, danés, sueco, noruego, finlandés, holandés, inglés para sordos

Firma: redacció

ficha técnica

Director: Robert Altman

Guionistas: Michael Tolkin

Intérpretes: Greta Scacchi, Peter Gallagher, Tim Robbins, Vincent D'Onofrio, Whoopi Goldberg

Género: Drama

País: EE.UU.

Fecha estreno: 04/12/1992

Lenguaje: Coloquial

Público

+18 años

Valoración

Contenido

Humor

Acción

Violencia

Sexo

Narra la crisis anímica de un alto ejecutivo de Hollywood, quien, asediado por un guionista, acaba matándole y entra en relación sentimental con su ex-compañera. Una serie de avatares, a modo de juego insólito, le llevarán del borde de la prisión al éxito profesional.

Título original: The player

País: EE.UU.

Duración: 124'

Fecha producción: 1992

Distribuidora: -

Color: Color

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Twittear
Pin
Compartir
A %d blogueros les gusta esto: