Nuestros mejores años

Crítica Nuestros mejores años

Análisis

La trayectoria de un grupo de personas a lo largo de cuatro décadas refleja de manera conmovedora la importancia del perdón y la amistad. La cinta cuenta con una gran dirección de actores y varios toques muy italianos.


Gabriele Muccino, después de haber dirigido películas en Estados Unidos como Siete almas o En busca de la felicidad, sigue en la línea de sus orígenes y presenta un film muy italiano. Esa identidad puede apreciarse en las conversaciones a voces, el exceso de sentimientos sin ningún pudor, los planos de la ciudad romana, o la envolvente banda sonora de artistas nacionales.

La cinta recorre la vida de cuatro personas desde su juventud ilusionada hasta la actualidad, mostrando los cambios tanto exteriores como interiores. Durante cuatro décadas, el mundo evoluciona en gran medida –surgen nuevos movimientos políticos en Italia, se destapan casos de corrupción, cae el muro de Berlín, tiene lugar el atentado de las Torres Gemelas– y los personajes también sobrellevan múltiples vaivenes: amores, frustraciones profesionales, divorcios, mentiras. Todas estas circunstancias calan de manera diferente en cada uno, lo que se refleja en la transformación de sus ideales. Mientras unos modifican su manera de ver la realidad, alguno se mantiene firme en sus creencias.

Las más de dos horas de duración acentúan el tedio al ver a los protagonistas tomar malas decisiones y echar a perder sus vidas. Además, hay numerosas roturas de la cuarta pared y frases sentimentalistas que pueden resultar cansinas. No obstante, la conclusión redime a las cuatro figuras que han hecho sufrir al público, deja con buen sabor de boca y transmite con efectividad el mensaje principal: a pesar de que la vida da muchas vueltas, la amistad (forjada en la adolescencia) permanece a lo largo de los años y marca la madurez.

Aunque abundan las escenas evidentes, el director elabora algunas metáforas bonitas e interesantes como hace con el pájaro de uno de los chicos. Y también obsequia con clips magistrales como la subida de Gemma por las escaleras, haciendo que los momentos nostálgicos o del paso del tiempo destaquen y resten importancia a aquellos más estereotipados.

Lo más satisfactorio de Nuestros mejores años es la eficacia con la que subraya la importancia de las relaciones y el perdón después de abrumar a la audiencia con las incesantes equivocaciones de los cuatro amigos. Eso sucede gracias al gran trabajo del reparto y a las canciones sobrecogedoras, que acaban de redondear la experiencia.

Firma: Patricia Amat

ficha técnica

Director: Gabriele Muccino

Guionistas: Gabriele Muccino, Paolo Costella

Intérpretes: Claudio Santamaria, Emma Marrone, Kim Rossi Stuart, Micaela Ramazzotti, Nicoletta Romanoff, Pierfrancesco Favino

Género: Drama

País: Italia

Fecha estreno: 11/12/2020

Lenguaje: Coloquial

Público

+18 años

Valoración

Contenido

Humor

Acción

Violencia

Sexo

Valores

Giulio, Paolo, Riccardo y Gemma son cuatro jóvenes que se conocen durante la década de los 80. Son chicos idealistas, con grandes aspiraciones, pero la vida los lleva por diferentes derroteros. Su amistad transcurre en paralelo a ciertas transformaciones en Italia a lo largo de 40 años.

Título original: Gli anni più belli

País: Italia

Duración: 129’

Fecha producción: 2020

Distribuidora: Vértigo Films

Color: Color

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Twittear
Pin
Compartir
A %d blogueros les gusta esto: