After. Almas perdidas

Crítica After. Almas Perdidas

Análisis

A pesar de que se esfuerza por parecerlo, After no es una historia romántica para adolescentes, sino una sucesión de escenas eróticas edulcoradas. Esta secuela es una propuesta anodina con diálogos vacíos.


Tras dos entregas de la saga After, el espectador puede hacerse una idea precisa de lo que va a ver: un film subido de tono que romantiza una relación de dependencia entre dos jóvenes. Y, ciertamente, la película no se aparta un milímetro de lo que cabe esperar de ella, pues es una continuación predecible de sus antecesoras.

En un intento persistente de intercalar diálogos o afirmaciones de aparente profundidad, se enuncia que “existe una gran diferencia entre no ser capaz de vivir sin alguien y amarlo”. Paradójicamente, el largometraje se esfuerza en confundir a los adolescentes endulzando ciertos comportamientos y disfrazando la toxicidad de amor. No es nuevo en esta tetralogía que la violencia, los celos, el control –o descontrol– y el libertinaje se camuflan como algo romántico y, consecuentemente, la cámara se acerca a los protagonistas para captar miradas, sonrisas y caricias que evidencien un cariño quizá inexistente.

Parece que el equipo confía tanto en el éxito entre los fans de los libros adaptados, que no se esfuerza ni con las actuaciones –inexpresivas a veces–, ni con la banda sonora, ni en plantear un guion pasable. Casi insultando a la audiencia, la cinta pretende disimular su falta de solvencia y de argumento a base de escenas sensuales, música de discoteca y frases insustanciales. Hasta la intervención de los personajes adultos, en la que uno confía que sea más madura, es incluso más vergonzosa que la de los universitarios. 

Los diferentes planos persiguen blanquear un poco el sexo; pero el gran problema, además del contenido engañoso, es que es una propuesta cinematográficamente mediocre y aburrida. Cuenta una historia típica –por no decir que no cuenta nada–, con los clichés de siempre y lo hace de un modo muy simple.

Por todo ello, no merece la pena invertir un tiempo irrecuperable en After. Almas perdidas ya que, sin aportar novedad, favorece algunas conductas reprobables entre un público vulnerable, a veces maltratado por la industria.

Firma: Patricia Amat 

ficha técnica

Director: Castille Landon

Guionistas: Sharon Soboil

Intérpretes: Arielle Kebbel, Chance Perdomo, Hero Fiennes-Tiffin, Josephine Langford, Louise Lombard, Rob Estes

Género: Drama

País: EE.UU.

Fecha estreno: 03/09/2021

Lenguaje: Coloquial

Público

+18 años

Valoración

Contenido

Humor

Acción

Violencia

Sexo

Tessa va a mudarse a Seattle tras conseguir una gran oferta de trabajo allí. A raíz de esta decisión, aparecerán nuevos obstáculos en su relación con Hardin. A la vez, ambos descubren algunos secretos de sus familias que salen repentinamente a la luz.

Título original: After we fell

País: EE.UU.

Duración: 99'

Fecha producción: 2021

Distribuidora: Diamond Films

Color: Color

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Twittear
Pin
Compartir
A %d blogueros les gusta esto: