Érase una vez en… Hollywood

Crítica Érase una vez en Hollywood

Análisis

Tarantino regresa con una película larga, de ritmo más pausado y tono más comedido de lo habitual, pero sin abandonar sus señas de identidad y su pasión por el cine y lo que representa.


Quentin Tarantino se sumerge, por fin, en un dorado homenaje a todo lo que siempre ha amado en el cine, en la televisión y en la música y que ha ido salpicando su obra. Aquí, en esa versión fabulesca de hechos y personajes reales del Hollywood de los años 60, toda esa pasión personal y colectiva encuentra su especial panegírico.

El espagueti western como horizonte para reconducir carreras crepusculares; la serialidad en pleno auge de consumo en la sociedad americana (en una curiosa analogía con la explosión que vivimos ahora); la música, la moda, el grafismo en la rotulación de locales, la iconografía de una época que configuraban los actores, el fetichismo y los formatos ya estandarizados de promoción, son algunos de los aspectos que Tarantino trabaja con detalle, provocando así que se haga visible la eficaz función que cumplen en ese entramado profesional.

En este sentido, todos esos elementos se conjugan en un juego de espejos y muñecas rusas entre los diferentes planos, con un efecto muy sonado: flashbacks largos y curiosamente incrustados, rodajes dentro de rodajes y visionados de rodajes, personajes que ven historias en la televisión y en el cine, y todo un mundo de ensoñaciones que encaja perfectamente con el sueño casi delirante que propone Tarantino.

Es curioso cómo este cineasta atempera la velocidad en su noveno film y le imprime un ritmo más maduro, que sorprenderá seguramente a bastantes fieles del director. De hecho, ese andamiaje de perspectivas (aparentemente manierista) se despliega con una sencillez pasmosa, casi de toque clásico.

Incluso algunos puntos de vista de la cámara, por ejemplo los trazados desde el asiento de atrás del coche, dejan el regusto de un modo de hacer cine. Sin duda, el tono nostálgico cubre toda la trama y pone especial énfasis en la relación de amistad (a lo buddy movie) entre actor y doble especialista, en los secundarios que ven pasar su momento estelar y se agarran a él, en las frustraciones y, sobre todo, en una mirada irónica hacia ciertos movimientos sociales y situaciones que dibujan un Tarantino más antropológico y más cercano a los Coen.

Eso sí, Tarantino es Tarantino y deja una traca final para combinar dos extremos curiosamente bien armonizados: reescribir la historia a modo de cuento ideal pero en un espectacular baño de sangre.

Firma: Lourdes Domingo

ficha técnica

Director: Quentin Tarantino

Guionistas: Quentin Tarantino

Intérpretes: Al Pacino, Brad Pitt, Bruce Dern, Dakota Fanning, Damian Lewis, Damon Herriman, Emile Hirsch, Kurt Russell, Leonardo DiCaprio, Luke Perry, Margaret Qualley, Margot Robbie, Scott McNairy, Timothy Olyphant

Género: Comedia, Drama

País: China, EE.UU., Reino Unido

Fecha estreno: 15/08/2019

Lenguaje: Vulgar

Público

+16 años

Valoración

Contenido

Humor

Acción

Violencia

Sexo

Los Angeles de 1969. La estrella de la televisión Rick Dalton (Leonardo DiCaprio ), y Cliff Booth (Brad Pitt), su doble de muchos años, se abren camino en una industria que ya prácticamente no reconocen. En su batalla por no salirse de la foto del cine, van descubriendo los cambios sociales, artísticos y empresariales que mueven y están cambiando el Hollywood de entonces.

Título original: Once upon a time… in Hollywood

País: China, EE.UU., Reino Unido

Duración: 161'

Fecha producción: 2019

Distribuidora: Sony

Color: Color-B/N

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Twittear
Pin
Compartir
A %d blogueros les gusta esto: